Ya era hora.

Ya era hora.
16/11/2017

Después de nosecuantísimas horas en el Don't Starve, por fin he logrado encontrar por primera vez en un mundo la Puerta de Maxwell.

Y al segundo día en un nuevo mundo.


Más microentradas

martes, 31 de octubre de 2017

Juego Flash del mes: Hell Runner (PC)

Sed todos bienvenidos a un lugar único. Un lugar dónde los centauros montan orgías de sangre, un vikingo tiene un grupo rockero de éxito, una cobra servil con los mejores modales que vas a encontrar en alguien de aquí a que termine el año, señora de 80 años se dedica a ser graffitera de forma profesional, y el hijo de Satán colecciona revistas guarras, mientras le intentas vender droga hasta a las piedras. Efectivamente, bienvenidos al infierno.


En este juego hallado en Newgrounds nos ponemos en la piel de un camello el cual, tras ir uno de sus negocios mal, termina él y su compañero en el infierno, como demonios sin alma, ya que estas se las ha quedado la muerte, como pago. Pero como ser un demonio sin alma en el infierno es más aburrido que ver avanzar la manilla de los minutos de un reloj, nuestro compañero nos propone volver al negocio de las drogas para así poder recuperar nuestras almas, ya que a la Muerte resulta que le va más lo dorado que al tío Gilito.

Y de eso va el juego. Deberemos movernos entre las distintas localizaciones del infierno, hablando con la gente, y ver a quién podemos venderle nuestras mercancías caseras. Esto, si bien puede sonar a un juego complejo, dónde tendremos que buscar a los sujetos más adecuados para nuestros negocios; se traduce en un juego bastante lineal, dónde más que camellos, somos el chico de los recados de todo el mundo. La mecánica me ha recordado a las partes de buscar pistas en Ace Attorney, pero en versión simplificada. Ir de un lugar a otro, hablar con quien esté allí, y ver dónde podemos hacer algo para obtener algo.

La simpática cobra de la que hablaba al principio.

Destacar que, por lo menos, se suelen molestar en actualizar los diálogos de los personajes a la situación actual en la que estamos. Por ejemplo, si buscamos unas gafas de sol, pero hablamos con alguien que realmente ni pincha ni corta en ese asunto, en vez de aparecer un mensaje predeterminado, te comentará lo que está haciendo en ese momento, e incluso le puedes preguntar si sabe algo de ese objeto. Eso, una vez se empieza a avanzar en el juego, logra generar una sensación de que ese lugar no está ahí esperando a que tu hagas algo para moverse, sino que los distintos personajes también tienen su propia vida, independiente de la tuya. Sin embargo, el juego no logra lidiar con el problema de que el jugador no vaya a las localizaciones en el orden en que está previsto, lo que genera algunos diálogos fuera de lugar, y que obviamente elimina la inmersión en el juego.

Regla número 1 del infierno: te ayudo si tu me ayudas primero.

En control, se trata de un point-and-click, en el cual emplearemos el ratón para todo: coger un objeto, avanzar en diálogos, ir a diferentes sitios. No hay mucho en dónde perderse, la verdad.

Los gráficos están bien para el tipo de juego que es. No son pixeles, pero los distintos personajes cambian menos de cara que el prota de Sol/Luna, y los fondos de los diferentes lugares son siempre los mismos. No ganarán ningún premio, pero por lo menos no son esas aberraciones que muchas veces se ven en los juegos flash. La música cambia en cada zona, aunque en todas se puede resumir más como un compendio de sonidos y gritos distorsionados, con alguna risa, para generar el ambiente infernal, que como música propiamente dicha.

Parece que alguien no sabe la máxima de un camello:
nunca tomes de tus propias mercancías.

Runner Hell es una buena opción para pasar la tarde. No es complicado, y este es uno de los casos dónde se agradece, ya que permite mantenerse con la historia, evitando cortes prolongados en la misma porque no se te ha ocurrido usar tal cosa en tal sitio, o porque no has pinchado en un determinado lugar. Además, solo por los diálogos y por ver el ambiente de ahí abajo merece la pena. parte puede. Por no hablar de los personajes, que terminan cayendo bien casi todos (mi favorito, el centauro). Eso sí, como no se maneje el inglés, hay muy poco que ver en este juego.

Por último, los enlaces:

En Newgrounds

En FreeWorldGroup

En Funkypotato

Un último vistacito a las recetas antes de salir a hacer negocios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...